Menú

Páginas vistas en total

El castillo de Almodovar



El castillo de Almodóvar fue construido en el año 760 y tiene origen berebere, y en un principio no tenía torres defensivas, que se fueron construyendo a lo largo de los siglos. La posición estratégica que ocupa hizo que no fuera necesario la construcción de fosos.



Os aconsejo que compreis la entrada con visita guiada, ya que es mucho más amena y cultural, ya que el mismísimo mayordomo del rey Pedro I, Men Rodrigo de Sanabria, os acompañará explicando cada rincón del castillo. Eso sí es una visita teatralizada, quiere decir que en algún momento os puede tocar hacer de algún personaje, a mí, por ejemplo, me tocó hacer de rey Almutamid. Pero en fin, es bastante entretenido.
Entrada al castillo, debajo de esta torre claro.


En este pasillo comienza la aventura


La torre del Maestre tiene 27 metros y en su interior se encuentra el estudio del Conde de Torralva. Está representado tal como lo tenía el conde, y todos los objetos son originales.
El rey moro Abed Mohammed muere a las puertas del castillo en 1226, y en ese año el castillo cae en manos cristianas, y es entregado a Fernando III "El Santo". Después de eso sufre varias reformas, por ejemplo, durante el reinado de Pedro I "El Cruel" o "El Justiciero". Durante su reinado se instaló en el castillo y la fortaleza vive épocas de gran esplendor.
También lo utilizó como mazmorra y para guardar sus tesoros, hasta que muere a manos de su hermano bastardo Enrique de Trastamara, que se convirtió en Enrique II, después de la famosa frase "No quito ni pongo rey, sólo ayudo a mi señor"
Las cárceles de antes eran un poquito más duras que ahora
 

En el Hall de los leones se encuentra un busto de Gonzalo Fernández de Córdoba, como véis está en alto, para dar sensación de poder del que recibe al recibido, que generalmente iba a pedir algo. Gonzalo Fernández de Córdoba fue importante ya que, siendo Alcaide del Castillo, consiguió que pasara a manos privadas, de las que ya no ha salido.


Torre del homenaje





En esta torre se producía el juramento del Homenaje, el vasallo juraba fidelidad y el señor le juraba protección, de ahí el nombre de Torre del Homenaje.


La cúpula es de la capilla que el conde de Torralva construyó para no tener que ir tres veces al día, en burro, hasta el pueblo, para asistir a misa. Incluso el burro llegó a quejarse.

Recreación del despacho del Conde de Torralva, tal como quedó tras su muerte.



 En 1936 estalla la Guerra Civil y cuando llegan los republicanos, recién terminada la reforma, como forma de protesta por el castillo real, graban ese mensaje en el cemento, y el propietario actual decide dejarlo como parte de la historia del castillo.
Ahí tenemos al mismisimo Men Rodrigo de Sanabria
Ahora, voy a contar un poco quien fue el XII Conde de Torralva, Rafael Desmaissieres y Farina. Cuando llega al castillo, éste estaba totalmente en ruinas, así que se pone manos a la obra y dedica toda su fortuna y su tiempo en reformarlo. Se llevó a cabo la restauración entre 1902 y 1936, y lo convierte en uno de los mejores conservados de Andalucia y de los más bonitos de España. Construyó nuevas zonas como la capilla

Capilla


También construye el Palacio Neogótico, que convierte en su residencia y el salón de la biblioteca.

Palacio Neogótico
 El conde muere cuatro años del fin de la restauración, con lo que no pudo ver cumplido su sueño.

El actual propietario es Fernando de Solis Tello, marqués de la Motilla e hijo de Carmen Tello, actual esposa de Curro Romero. 
 La entrada con visita guiada cuesta 12 euros, pero creo que merece la pena.

Bueno, creo que más o menos os he dado una idea de lo que encontraréis cuando visitéis el castillo. Espero que os haya gustado.